viernes, 26 de septiembre de 2014

Es cuestión de quedarme a medias.

He viajado donde no existe la luz del sol, he recorrido caminos de barro descalza, he sentido el dolor del sol enfriándose y no lo he podido soportar.
Me he quedado sin aire, he saltado al abismo, me he quedado de brazos cruzados y nunca me lo perdonare.
He hablado a los árboles y me han contado que lloraste bajo sus raíces y ahí pariste 40 kilos de odio que matan como tóxico uno tras otro haciendo que llorasen contigo todos los bosques del mundo.

Solo por tu beso yo se que a más de uno curaríamos, tu dejarías tus necedades y mi alma se regocijaría en pura lujuria, yo daría cualquier pedazo de mi solo por cambiarlo todo en un segundo y destruir las sombras que salen del corazón. 
Es cuestión de quedarme a medias o de superarte con todo lo que eso conlleva.

By: Kiissy 


martes, 16 de septiembre de 2014

Al tejado.

La luna te besa despacio, y las estrellas enredan sus dedos entre la oscuridad y de aquí se saca el valor para brillar todas las noches. 
La pena de los corazones descubre un manantial dónde limpiarse el odio y una vez más en pleno silencio las nubes tapan sus intenciones.
Pecado y perversión, amor y destreza, fuego y acero para curar tus heridas.

Cuando el reloj dio las doce, la joven se deshizo de su cuaderno de poemas y cogió la cámara.
Arrastraba los pies descalzos por toda la casa cansada de todo el día, de no hacer nada.

-¿A dónde vas?-Le preguntó su madre desde la cocina.
-Al tejado.
-¿Otra vez?
-Sí.- Respondió apresurada.
-No hay tantas estrellas encima de la casa como para que subas todas las noches a hacerles fotos.
-No mamá, no hay suficientes fotos como para fotografiar la noche.



¿Sientes lo que haces?
¿Sabes lo que dice cada centímetro de tu ser? si no es así como pretendes conocer el universo... Así es normal que me digas que con mil noches he tenido bastante para conocer lo que hay encima de nuestro tejado... Más allá de nuestra existencia.

By:Kiissy

domingo, 14 de septiembre de 2014

Lo que tiene el "Para siempre"

Un viaje de ida no es factible ni con las mejores garantías, la ida es emocionante siempre y cuando tenga un regreso, la ida tiene lado bueno si ves luz al final del túnel, la ida tiene una mirada suave porque tu la miras casi indiferente... 
Pero cuando no hay regreso, cuando algo es para siempre pierde todo el valor y las partes buenas se desvanecen. ¿Es un error de fábrica que asimilemos lo infinito como algo ordinario y rutinario y eso a su vez como algo malo?


Sí.

Y por esto mismo nos tomamos la vida como si fuese a durar para siempre, porque sabemos que tiene un final que no queremos aceptar y pasamos por alto el disfrutarla al máximo y sacarle todo lo bueno por encima del vicio y el momento sin medidas... 

Propongo que desde hoy te enamores de cada lágrima de cada sonrisa de cada palabra y veas como suena tu corazón con cada mirada, cada gesto... Y cada vez que recuerda que este camino a veces difícil de sobrellevar tiene un final.


Disfruta la vida, que no es corta, pero tampoco es para siempre.

By: Kiissy